Posturas óptimas para la alimentación con biberón

Optimal Bottle-Feeding Stances

23 agosto 2023

La forma en que coloca a su bebé durante la alimentación con biberón afecta significativamente su comodidad y bienestar. Es posible que muchos de los métodos descritos en los medios no sean ideales para su bebé. Por ejemplo, evite acostar al bebé sobre su regazo. Es un desafío incluso para los adultos beber mientras están acostados, y mucho menos para los bebés. Esta posición puede provocar reflujo o infecciones de oído. Aquí hay mejores posturas para la alimentación con biberón:

Posición de cuna: este método tradicional implica tener la cabeza del bebé apoyada en la curva de su brazo. Debe sostener la cabeza y la parte superior del cuerpo del bebé en un ligero ángulo, preferiblemente cerca de su pecho.

Posición vertical: Sostenga al bebé casi sentado, con la cabeza apoyada en su pecho o en el hueco de su brazo. Esta posición beneficia especialmente a los bebés propensos al reflujo. Asegúrese de que la leche llene completamente el pezón para evitar la entrada de aire, lo que puede provocar gases o reflujo.

Almohada de apoyo: utilice una almohada de lactancia para elevar el pecho y la cabeza del bebé. Esto no sólo mantiene un ángulo óptimo sino que también proporciona cierto alivio a sus brazos mientras el bebé se acurruca en su regazo.

Lados alternos: ya sea que esté amamantando o alimentando con biberón, cambiar de lado puede evitar una preferencia de lado. Cambiar de lado también puede acelerar naturalmente la sesión de alimentación y puede darle al bebé la oportunidad de decidir si está lleno o no antes de terminar el biberón.

A medida que su bebé madure, es posible que intente sostener el biberón. Es una preferencia individual, pero no un hito del desarrollo. El bebé podría intentarlo a los 6 meses. Si es así, déjala, pero mantente cerca, apoyándola y vigilándola. ¿Y si el bebé no muestra ningún interés en sostener el biberón? Siempre que haya alcanzado otros hitos del desarrollo, como alcanzar o agarrar juguetes, es totalmente normal que su bebé mayor quiera que le sirvan el biberón.